El nuevo Gobierno de Alcorcón

El nuevo Gobierno municipal de Alcorcón, formado por PSOE y Unidas Podemos, ha decidido cerrar la caseta de la Oficina de Atención al Ciudadano situada en el barrio del Parque de Lisboa

Durante la rueda de prensa la alcaldesa de Alcorcón, Natalia de Andrés ha señalado que “este cierre se ha acordado tras la propuesta del Jefe de Policía Municipal en el que se ha realizado una valoración de costes y eficacia de este servicio” y ha añadido que “se ha determinado que el mismo resultaba poco operativo a pesar de los elevados gastos que ocasionaba en las arcas municipales”.

De Andrés ha explicado que, “dado el coste económico del personal que prestaba servicio en la misma, el escaso uso del servicio por la ciudadanía y la falta de recursos en materia de seguridad existente en otros departamentos de la Policía Municipal debido a las bajas de componentes por jubilación, el concejal ha tomado una decisión muy sensata: destinar estos efectivos a realizar labores directas de seguridad”.

De Andrés ha indicado que “desde la jefatura se considera adecuada la finalización del servicio y la reubicación de esos componentes en otras unidades y departamentos de Policía, una decisión avalada tras conocer un informe del inspector del área administrativa, técnica y logística”.

Natalia de Andrés ha revelado datos en este sentido como que “el coste de la instalación ha sido de 21.009,23 euros mientras que el relativo a los efectivos es de 354.153,63 euros”.

En la rueda de prensa hemos tenido acceso al informe, donde se ve claramente que este servicio prestó atención a dos personas, por semana y turno, sobre todo a efectos información solamente, así como que en 2019 se han realizado exclusivamente 5 minutas por entrega de objetos perdidos.

“Una vez hemos conocido estos datos y este informe, con buen criterio el Concejal de Seguridad ha decidido el cierre de esta oficina y reasignar estos efectivos a la Policía de Barrio para que realicen sus funciones en la ciudad y se eliminen estos importantes gastos en un servicio inoperante que no aportaba nada a la ciudad.

Según ha indicado Natalia de Andrés, “la seguridad de los vecinos y vecinas es una prioridad absoluta para el Ayuntamiento de Alcorcón y por ello hemos decidido reorganizar este servicio y derivar estos 6 efectivos a labores policiales en la calle”.

Consulta más noticias de Alcorcón en AlcorconHoy 

Más noticias del Ayuntamiento de Alcorcón