Uno de los más insignes empresarios de Alcorcón. Jesús Navarro fundador de Jenasa Alcorcón: “Todo el mundo es válido si tiene sentido común y voluntad” Preside una decena de empresas y cuenta con más de un centenar de trabajadores.

Es un joven de 61 años con “todo por hacer”. Jesús Navarro lleva 45 años en Alcorcón e inició su actividad empresarial en la calle Sapporo 6. Rictus serio de sonrisa fácil y ágil conversación. Puso en marcha Jenasa con un único empleado, su perro Lobo, y muchísimos libros que le siguen acompañando. Jesús Navarro es uno de los más importantes empresarios de Alcorcón y de la Comunidad de Madrid. Navarro mira por encima del todo al futuro e invierte poco tiempo en mirar atrás “Cuando uno vive el día a día a tope lo de atrás es como si no hubiera existido” El comenzó pensando en su empresa trabajando de noche, viviendo de día y durmiendo en “La Blasa cuando tenía agujeros en el suelo”. Jesús Navarro fundador de Jenasa Alcorcón es una de esas voces que nadie se debería perder escuchar y de las que aprender. No solo en el ámbito empresarial, también en el personal. Jenasa va a cumplir dentro de poco 40 años, Jesús Navarro cuenta con una decena de empresas y es uno de los responsables de que hoy haya competiciones de Agility en España. Nos recibe en su despacho. Un lugar elegante pero acogedor. Con maderas nobles y calidez. Con libros gruesos y maquinas de escribir, con ventanas que miran hacia las calles de Alcorcón y una mirada, la de Jesús, ávida de vivir experiencias, sagaz, risueña y que solo piensa en seguir caminando. Alcorconhoy.com tuvo el privilegio de entrevistar a Jesús Navarro, empresario de Alcorcón y responsable de Jenasa.

La vida es un recorrido y una evolución continua

Después de casi cuatro décadas ¿Qué piensas cuando miras atrás?

Estoy acostumbrado a mirar adelante siempre. Vivo el presente y miro el futuro. Me cuesta mirar muy atrás. La vida es un recorrido y una evolución continua. Mira, yo empecé cuando en España no había leyes porque la Constitución no estaba desarrollada. No había Internet, ni ordenadores… Estos libros que ves fueron mi inicio. La clave es adaptarte a la evolución. Por ejemplo, nosotros en Jenasa nos vamos a focalizar en el futuro más inmediato en la consultoría. A la gestoría tradicional le quedan 4 o 5 años. Voy a montar en la sede de la calle Ferraz una consultoría y un coworking. Ahí voy a dejar este espacio para los externos con los que trabaje. En la vida y en la empresa tienes que evolucionar. Es una evolución continua. Estoy satisfecho con lo que he hecho, pero queda mucho por hacer.

Jenasa se dedica a la consultoría, asesoría y gestoría ¿Cuántas sedes tiene Jenasa ?

Verás tenemos sede en Alcorcón, Móstoles, Fuenlabrada y Madrid. Pero más que eso… lo importante es la diversificación. Además de Jenasa tengo empresas en el sector energético, en agricultura por ejemplo con el cava y con el aceite, tengo empresas de despacho jurídico, de marketing y publicidad… En total más de 100 trabajadores. Hay que diversificar. Una pata sujeta bien una mesa. Pero si a la pata le entra la carcoma se te puede caer la mesa… Si tienes 10 o 12 patas… Pues si te fallan un par de patas pues el resto las sujetas.

Intentarlo

Jesús Navarro es fundador de Jenasa Alcorcón, entre otras empresas, pero  ¿En tu vida empresarial hay fracasos?

Sí claro. No es oro todo lo que reluce. El pasado yo lo uso para aprender de los errores y fracasos. Inicias proyectos y no cuajas por las circunstancias o por lo que sea. El pasado es para mí un libro sobre lo que no tengo que hacer en el futuro. Por ejemplo, con un par de compañeros de AEPA inicie un proyecto en 2008 y no salió. Bueno, pues no llegamos en el momento justo por la crisis. No salió bien, pero nos sirvió para tener una relación personal de amistad muy intensa. Fue un error empresarial, pero sirvió para otras cosas. Intento disfrutar y sonreír a la vida. Si uno quiere uno tiene motivos para estar cabreado todo el día. Yo prefiero cambiar el prisma. Quiero ver la parte buena de la vida, mejorar y aprender. La vida es cabrona, pero en situaciones de enfermedad. Cuando pierdes a los tuyos. Yo perdí a mi mujer y a un hermano. Ambos muy jóvenes. Eso te hace relativizar todo.

En otros países intentarlo, aunque se fracase, no es malo.

En España, en la sociedad, no esta bien visto fracasar. Eres un pringado si fracasas. Alrededor de un proyecto, sin embargo, influyen muchas cosas y nadie las tiene en cuenta. Son muchas las circunstancias.

La sociedad española no apoya las segundas oportunidades ni las ganas y la valentía de intentar algo. Hay que seguir adelante cuando llega un fracaso. Sin más.

"Todo el mundo es válido si tiene sentido común y voluntad"

La palabra empresario tampoco está bien mirada.

La verdad es que no. Dices a una persona empresario y es como si le dijeras chorizo y explotador. Nunca se dice empresario como valiente, generador de empleo, riqueza…

Autónomos y cuentas

¿Os sentís los empresarios apoyados?

En general, históricamente, no se nos ha apoyado. Por mucho que digan… al empresario en España no se le ha apoyado. Y cuando digo empresario no hablo de ejecutivos de multinacionales. No tiene nada que ver. El ejecutivo no arriesga su patrimonio ni crea puestos de trabajo.

Si se le diera un poco de confianza e impulso a los autónomos y cada autónomo generara un puesto de trabajo se acababa el paro en España. Y esto no va de ideologías. Conozco empresarios de ideología más progresista que no quieren contratar. Entienden que contratar a alguien más, son también más problemas. Y no contratan.

A los empresarios se les puede subir los impuestos y todo lo demás, todo lo que se quiera. Pero esas subidas se repercutirán en los productos y servicios. Eso es así. No hay más. Verás tengo amigos de los sindicatos que compran sus cosas del día en lugares muy muy low cost que están producidos en lugares sin derechos laborales ni regulaciones. Si se produjeran aquí es imposible que costaran tan baratos. A esos amigos yo les digo ¿Te gustaría que tu hijo trabajará en una de esas fábricas?

Creo, sinceramente, que todo hay que hacerlo de forma progresiva y pensando bien en todas las implicaciones. No desde un punto de vista político. No se tiene en cuenta que las cuentas nos tienen que salir a todos y esto en las pymes se sabe bien.

AEPA

¿AEPA es uno de tus mejores éxitos?

Sí. Sin lugar a duda. Es un proyecto necesario. Me he involucrado todo lo que he podido. Sigue costando que la gente apoye. Todos somos cómodos. A veces parece que los cursos, las jornadas, las cosas… salen solas. Y no es así. No hay tajadas gordas que pesen poco.

Creo que AEPA tiene un nombre y una posición muy buena. Es un referente. AEPA esta muy considerada en Alcorcón y en el ámbito empresarial de la Comunidad de Madrid.

"Todo el mundo es válido si tiene sentido común y voluntad"

¿Habéis conseguido involucrar al empresario en la ciudad?

Se ha hecho un esfuerzo muy grande. Ahora lo siguen haciendo Marina y su equipo. Queremos que AEPA este posicionada en la ciudad.

Lo que más cuesta es que el empresario se de cuenta de lo importante que es asociarse y formar parte de una asociación. Del networking.

Creo que vas a seguir trabajando en CEIM en este ámbito porque recientemente has sido nombrado Presidente de la Comisión de PYMES de CEIM.

Pues sí. Quiero ahondar en este ámbito. Quiero involucrar a las grandes PYMES. Una gran PYME es aquella que factura 2 millones de facturación, con 20 años de antigüedad y con, por lo menos, 20 trabajadores. No es ni mejor ni peor que un comercio. Son necesidades diferentes. Involucrar a las grandes PYMES en el movimiento asociativo es muy importante. Quiero traerlas a las territoriales.  Me parece fundamental y voy a llevar esas tareas a mis espaldas.

¿Cuáles son los mayores obstáculos para una PYME?

Tranquilidad y seguridad. Esas son las claves para un empresario. El dinero sale si hay tranquilidad, ilusión, confianza… por parte de la sociedad. Y ese dinero sale para invertir, para contratar… Ahora tenemos un problema ¿Qué va a pasar en tres, cuatro o seis meses?

Lo que sé es que si la rueda va mal y encima el empresario está tan mal mirado… pues al final me desilusiono y no arriesgo, ni contrato.

Si me preguntas como lo veo yo ahora… Estamos en un momento complejo. De espera. Se aconseja no invertir y no generar puestos de trabajo porque no se sabe lo que va a pasar. La inseguridad es muy negativa para el empresario.

Alcorcón

¿En Alcorcón como analizas la situación?

Todo el mundo es válido si tiene sentido común y voluntad. A partir de ahí podemos hacer muchas cosas. Un político con sentido común y voluntad puede saber más o menos, pero si tiene sentido común se rodeará de gente que sabe si tiene voluntad de hacer bien las cosas.

En Alcorcón la consideración a la empresa y a AEPA solo puede ir a mejor, peor de lo que ha estado no va a estar nunca.

En una visión de conjunto confío en el sentido común, en la buena voluntad y en los políticos. Siempre digo que tenemos a los políticos que nos merecemos. Cuando alguien de mi entorno se queja de ellos le digo “Ponte tú” y siempre escucho lo mismo “yo no” ¿Entonces qué queremos?

Lo único que pido es sentido común y voluntad

¿Eres optimista?

Siempre

¿Qué te queda por hacer?

Todo. Estamos en una revolución llamada Internet a la que nos tenemos que adaptar. No es fácil. Me queda por hacer todo. Me gustaría contar con la ayuda de mi hijo. Él se está formando en Barcelona y Estados Unidos.

Me gustaría que en dos o tres años me ayudará. Eso sí, no quiero dejarle una empresa no adaptada al presente y al futuro. Tenemos que evolucionar. Mi hijo no me puede dar el relevo con lo mismo. Tenemos que adaptarnos a las circunstancias y a la evolución de la sociedad.

Los vivarachos ojos de Jesús Navarro brillan de forma especial al hablar de su mujer. Se fue hace seis años de su lado, pero está siempre con él. Sin duda ella ha sido su mayor felicidad y es su mayor añoranza. Gracias a Jesús Navarro por esta entrevista y por su tiempo.

Jesús Navarro fundador de Jenasa Alcorcón: “Todo el mundo es válido si tiene sentido común y voluntad”

La actualidad de Alcorcón en Alcorconhoy.com